Saltar al contenido

Fundas y estuches

Por qué comprar fundas y estuches para guitarra

Las fundas de guitarra, en primer lugar, te permitirán adquirir un look marcado con tu sello personal. De hecho, da igual que la quieras para lucirla junto a unos vaqueros, una chupa de cuero una camisa de cuadros hipster o en combinación con una camisa de algodón que saque a relucir lo mejor de tu figura rock cada vez que sales de bolo.

También tienes que considerar proteger tu instrumento de los golpes que se lleva en cada una de tus escapadas, todos sabemos que eres un desastre cuando sales por ahí.

Una guitarra va mucho más allá del propio instrumento, y es que son muchos y variados los accesorios que necesitamos para una correcta interpretación. Algunos de esos accesorios son absolutamente obligatorios para cualquier guitarrista, mientras que otros te van a ayudar a la hora de tocar en directo o de aprender nuevas canciones. En este artículo te diremos todo lo que es imprescindible una vez empieces a tocar la guitarra.

Hay 2 clases de fundas: blandas, para una mayor comodidad o rígidas, para una mejor protección.

Estuches rígidos para guitarras

estuche rígido de guitarra abierto

La mejor manera de llevarte a cualquier lado tu guitarra es con una funda que la proteja debidamente. Esta es la mejor opción para proteger tu guitarra, ya que hoy en día están construidos con materiales bastantes ligeros y acolchados por dentro. Recomendado para músicos profesionales que pasan la vida en la carretera.

VER MÁS

Fundas de guitarra flexibles

Funda flexible de guitarra

Aquí también existen 2 tipos de fundas:

  • Sin acolchado: Este tipo de funda es la que suele venir de regalo con nuestra primera guitarra y no es nada aconsejable, solo la protegería del polvo.
  • Con acolchado: Estas fundas protegen bastante mejor tu instrumento y son recomendables para ir con ellas de un lugar a otro. Lo mejor de este tipo de fundas de guitarra es que llevan bastantes bolsillos para transportar nuestras cosas, el afinador, partituras, etc…

VER MÁS

Qué buscar para encontrar la funda de guitarra perfecta

El propósito principal de una funda es proteger la guitarra: Lo principal que debes buscar es la cantidad de acolchado que tiene. A no ser que compres una funda barata, a día de hoy, en la mayoría de los casos vienen con al menos entre 10 – 15 mm de acolchado, que es lo justo y suficiente para proteger la guitarra de la mayoría de los golpes.

El material exterior es igual de importante, especialmente si es impermeable: La mayoría de los estuches y fundas serán resistentes al agua, por lo que si te encuentras en mitad de una tormenta repentina, tu guitarra no se dañará. Pero los estuches rígidos hechos de plástico o con un material recubierto de vinilo te darán la mejor protección contra los elementos.

Asegúrate de que el instrumento queda holgadamente encajado dentro de la funda o estuche: En algunas ocasiones (sobre todo en las fundas blandas), pueden quedar un poco holguera y la guitarra se moverá y volviendose así vulnerable a los daños. Por lo tanto, una correa para mantener el mástil en su lugar dentro de la funda siempre será un buen añadido.

Busca una funda que se adapte a todos tus accesorios: cables, herramientas de mantenimiento, púas, afinadores, cejillas, pilas, metrónomo y una correa. También vas a encontrarte algunos modelos con múltiples bolsillos.

Cuánto gastar en un estuche de guitarra

Como has podido comprobar, comprar una funda para guitarra acolchada muy buena se puede conseguir por menos de 20 €, al igual que también podrás encontrar un estuche rígido decente por unos 50 €, mientras que los de gama alta pueden alcanzar hasta 300 € o más. Así que si lo que querías era hacerte con un modelo de funda de guitarra con el que pudieras no solo fardar de guitarra, sino también de carcasa………….¡No te lo pienses un segundo más!

Esto también puede interesarte

VER MÁS FUNDAS Y ESTUCHES